La semana santa en Praga se festeja de manera muy especial y alegre en la capital checa. Aparecen en muchas plazas de Praga los famosos mercados que ofrecen comidas tradicionales, y una variedad de artesanías proveniente de Europa Central.

Los árboles que tímidamente van enseñando los brotes de la nueva estación, son decorados por cintas de múltiples y vivos colores, simulando el lugar de las flores y hojas, que pronto han de aparecer y embellecer la naturaleza entera. Y es que se trata de una fiesta que ante todo está dedicada a la primavera, empero, se le da la bienvenida y es un llamado invitándola a ella.

Por ejemplo, al igual que en muchos países, la pascua, es la fecha de los famosos huevos, que es posible ver en estos días en abundancia y de múltiples colores.  Cada color según se dice tiene un significado específico, pero si hay uno que destaca entre ellos es el de color rojo. Y es que, es el símbolo del amor, y en estas fechas un regalo habitual que las chicas comparten con los chicos, es el intercambio de huevos. Si una chica, concede un huevo rojo al varón, este debe sentirse dichoso, pues es el escogido por ella.

¿Que hacer en Praga en Semana Santa?

La semana Santa coincide con la llegada del buen tiempo, algo que se valora mucho en República Checa donde el invierno es muy frio.

En primer lugar, como en cada época del año te recomendamos situarte realizando un Tour en Praga para situarte y moverte mejor durante tu estancia. La gente suele empezar con un Free tour en la ciudad vieja de Praga para conocer y admirar los monumentos principales de la ciudad, y luego completar con un Free Tour por el castillo de Praga y Mala Strana para ver la catedral, el castillo y el puente de Carlos o el muro de John lenon entre otras cosas.

Además puedes disfrutar de la semana santa en Praga recorriendo los diferentes mercaditos que resomendaremos más adelante y también ir a algunos de los parques donde hay miradores y también algunos beer gardens o ir a algun espectáculo, ya que en estas fechas hay muchisima oferta con la llegada del buen tiempo.

Los 5 Mercados de Pascua principales en Praga.

Como dijimos anteriormente las plazas de Praga en Semana Santa se llenan de Mercados de Pascua en los que puedes comprar suvenirs, artesania. También disfrutar de comida típica Checa callejera como las salchichas, las patatas fritas o el Langos (Una especie de Pizza crujiente) siempre acompañada de una cerveza, u otras bebidas como la medovina (vino de miel).

En estos mercados muchas veces encontraremos pequeños escenarios con música o alguna obra de teatro para el disfrute de los más pequeños. También hay todo tipo de actividades para niños como talleres para pintar huevos de Pascua.

Los cuatro mercados principales del centro se encuentran en la Plaza de la ciudad vieja, en la plaza de la República, en la plaza de Wenceslao, en la isla de Kampa, y en la Plaza del Castillo.

Parques para recorrer por Praga en Primavera.

Praga está plagada de enormes parques que se llenan de gente con la llegada del sol. En ellos los Checos realizan todo tipo de actividades como hacer deporte, tomar cerveza, leer pasear o simplemente tomar el sol. En muchos de ellos teneis la oportunidad de contemplar increibles vistas panorámicas de la ciudad de Praga y sus cien torres. Entre ellos los más famosos son el parque de Letna, la colina de Petrin y el parque de Riegrovy Sady en Praga 2.

Tradiciones de Praga en Semana Santa

Huevos de Pascua en Praga

El huevo, es un símbolo del origen de la vida, y es que en primavera justamente nacen las nuevas generaciones en la flora y en la fauna.

Y es que el lunes, después del domingo de resurrección, los chicos salen a las calles, armados por un látigo, que en realidad es una rama de sauce, de la que penden hilachas de colores, en checo le llaman, pomlázka. Si vemos la etimología de la palabra, vemos que tiene en sí, la palabra laska, que en castellano traducimos como “amor”.

Este “lazo del amor”, se usa para golpear, a las chicas en el trasero, así literalmente. Muchos y muchas dirán, pero qué barbaridad, qué sociedad machista y patriarcal, pero más de allá de eso, es un rito más bien divertido, bastante lúdico e hilarante, donde ellos las persiguen a ellas para “golpearlas suavemente” con la “pomlazka”, y ellas deben devolver un huevo de color al chico que las “agredió”. Todo esto se hace un clima festivo, donde el vino y la cerveza por supuesto acaloran el ánimo de los participantes.

Pero más allá de esta imagen “violenta”, este golpe, según dicen es mágico, en el caso de que una chica no lo haya recibido “se seca” y pierde su fertilidad, por lo mismo, en teoría ellas están deseosas de recibir el susodicho latigazo “del amor”.

Comida tradicional Checa en Semana Santa

Otro símbolo típico de la Semana Santa en Praga es el cordero. Y aquí encontramos una práctica llena de simbolismos y sincretismos que confunden la tradición tanto cristiana como la pagana. Desde tiempos inmemoriales se dice que el cordero era sacrificado en estas fechas. La razón radica que, en estas fechas, daban a luz las ovejas las crías, y como en todo rebaño, lo mejor es tener solamente un macho, por lo mismo, se justificaba el sacrificio de algunos de los ejemplares.

Ahora en la República Checa, el cordero, actualmente es reemplazado y representado por un tierno pan dulce con forma de este animal. En castellano le llamaríamos el cordero pascua.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.